“El verdadero problema no es que alguien viera una puerta abierta y se asomara, la cuestión y la responsabilidad política innegable es de quien permite que esa puerta esté abierta“.

Los operadores jurídicos se han vuelto a levantar contra el Ministerio de Justicia por los últimos fallos de seguridad y de gestión en dos de sus plataformas de gestión de expedientes: Lexnet y Orfila. A la hora de hablar de una plataforma contra cuyo funcionamiento llevan protestando desde su implantación, destacan que el problema no es que alguien campase a sus anchas entre miles de archivos, sino que las deficiencias de seguridad lo permitan.

El Sindicato de Secretarios Judiciales (SISEJ) lleva una semana denunciando estos fallos y pidiendo explicaciones a Catalá. “El verdadero problema no es que alguien viera una puerta abierta y se asomara, la cuestión y la responsabilidad política innegable es de quien permite que esa puerta esté abierta“, dice su portavoz Abigail Fernández.

Desde el sindicato, piden explicaciones a Catalá, reconocen que el acceso de una persona no autorizada a Lexnet es un problema pero que “eso no obsta para que las medidas de seguridad sean las adecuadas y el acceso no sea incontrolado”, afirma. Asegura que con este sistema “los problemas han sido continuos” y recuerda al Ministerio que “tienen que llevar a cabo su tarea de una manera adecuada y de una manera que los fallos de seguridad no se produzcan”.

Desde el Consejo General de la Abogacía Española (CGAE) también han sido constantes las protestas y exigencias de más información a Rafael Catalá, reclamando un sistema “único” de trabajo para los juzgados españoles y también avalando la petición de responsabilidades por estos fallos, aunque cuando se terminen de determinar las causas. .

Jueces y fiscales, también críticos

En la última semana han sido múltiples las asociaciones de jueces y fiscales que se han mostrado críticas con la gestión de esta plataforma por parte del Ministerio de Justicia. Este lunes, en ‘Hoy por Hoy‘, la mayoritaria Asociación Profesional de la Magistratura (APM), Francisco de Vitoria y Jueces para la Democracia (JPD) expresaban sus dudas y quejas a través de sus portavoces Celso Rodríguez, Raimundo Prado y Joaquim Bosch:

Mismo mensaje crítico con el descontrol que lanzaba Emilio Manuel Fernández desde la Unión Progresista de Fiscales (UPF).

Fuera de las asociaciones, figuras del Ministerio Público como la fiscal Dolores Delgado ha tildado de “chapuza” los fallos en Lexnet a tavés de las redes sociales.

Fuente: cadenaser.com

Para Raimundo Prado, portavoz nacional de AJFV: “Estamos siempre en un sistema de parches. Esto de LexNet no es algo que suceda desde ayer, lleva desde principios de 2000 y estamos en 2017. Si en 17 años no se ha podido racionalizar este sistema de gestión, es que algo falla, evidentemente”.